Descubre y elige la regadera ideal para tu baño

Una de las tendencias más populares en los últimos años con respecto al baño es la instalación de regaderas o duchas.

 

Por Pilar Urbina

 

¿A quién no le gusta sentir las gotas de agua en el cuerpo? y más si se puede cambiar la presión para que el agua salga de manera suave, a chorros chiquitos o grandes.

 

Una de las tendencias más populares en los últimos años con respecto al baño es la instalación de regaderas o duchas. Seguramente ya te has dado cuenta, cuando vas a las tiendas, que existe más de una opción para la regadera.

 

A continuación, te comparto los tipos más comunes de regadera, sus características y ventajas. Recuerda basar tu elección acorde a las necesidades y diseño de tu baño.

 

REGADERA DE CABEZA SINGULAR O DE PRESIÓN

Este tipo de regadera es la más tradicional, se caracteriza por su forma ovalada, y porque expulsa un chorro de agua sobre un área específica. En realidad, son muy útiles y accesibles, pero están diseñadas para baños rápidos. Así que si quieres disfrutar del agua deslizándose por tu piel, será mejor que consultes otra opción.

 

REGADERA DE LLUVIA

A diferencia de la anterior, esta regadera tiene un área regular, generalmente cuadrada o redonda, que distribuye el agua de manera uniforme sobre el cuerpo; por lo que te hará sentir rejuvenecido, y te enseñará a disfrutar de los días lluviosos.

 

REGADERA MULTIPLE

Como su nombre lo dice, este tipo de regadera cuenta con múltiples cabezas. Son ideales para espacios amplios, y para quienes buscan hacer de su baño una experiencia única. Puedes combinarla con luces de colores para lograr un efecto más moderno.

 

REGADERA MIXTA

Este tipo de regadera consta de dos cabezas diferentes. Una de ellas se encuentra empotrada sobre el techo, mientras que la otra es una cabeza de mano. Son perfectas para baños que cuentan con una tina o para habitaciones donde no sabes quién será el usuario.

 

REGADERA DE MANO

Son idóneas para cuartos con bañeras, pero también puedes utilizarla en un baño regular. Su mayor ventaja es que puedes controlar la dirección del agua. Se ha popularizado en el diseño moderno, por su practicidad, y también porque generalmente tiene un consumo menor de agua, que otras regaderas fijas.

 

BODY SPRAY

En ella, los puntos de salida del agua se encuentran distribuidos de manera vertical, lo que permite que todo el cuerpo reciba agua al mismo tiempo. La ventaja de esta regadera es que podrás transformar tu ducha en un hidromasaje, sin desperdiciar tanta agua.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *