¿Cómo reducir el consumo de electricidad en casa?

 

Conoce algunos tips para que gastes menos y lo utilices en otros servicios o necesidades

 

Al realizar algunos ajustes en tu hogar, además de reducir el consumo de energía, tendrás ahorros económicos y aumentarás el nivel de confort para tu familia, y contribuirás en la reducción del impacto ambiental.

 

Opciones para calentar y enfriar tu hogar

Ventiladores de techo, requieren menor cantidad de energía para funcionar.

Reemplazar de forma periódica los filtros de aire de los calentadores.

Cortinas sobre las ventanas, por las noches ayudarán a mantener más calientes las habitaciones y no tener que recurrir a calefactores.

 

Reemplazar luces incandescentes

 

El uso de luces leds o lámparas compactas fluorescente pueden reducir el consumo de energía de 50 hasta 70%.

 

Cerrar y aislar la casa de corrientes de aire

 

Evita el ingreso de aire a través de las ranuras del buzón.

Las puertas que no cierran al 100% también permiten entrada de viento.

Los marcos de las ventanas son otro lugar a sellarse correctamente.

 

Uso de aparatos electrónicos y electrodomésticos

 

El refrigerador nunca debe estar cerca de la estufa o expuesto a la luz del sol, ya que eso hace que utilice más energía.

Las computadoras deben permanecer apagadas cuando no estén en uso

Los cargadores de celulares, computadoras, tablets consumen energía mientras permanecen enchufados incluso cuando no están conectados a los equipos.

Iluminación natural

 

Es preferible realizar las actividades que requieren mayor iluminación durante el día aprovechando la luz y natural y por la noche, ocupar sólo las luces necesarias, para no mantener prendidos todos los focos de la casa.

 

En la cocina

 

Disminuir el uso del horno de microondas ayuda a reducir el consumo energético.

Cocinar utilizando tapas de las ollas

 

Uso de la lavadora

 

Lo más recomendable es lavar cargas completas de ropa.

Evitar el uso de ciclos de lavado con temperatura alta.

Usar el centrifugado para evitar el uso de la secadora.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *