¿Cómo alinear tus chakras?

El ser humano posee aproximadamente 90,000 ruedas de energía conectadas y esparcidas por todo el cuerpo.

Las chakras son centros de energía, según la medicina oriental, que pueden influenciar directamente e indirectamente nuestra salud, energía y emociones. Éstos se dividen en puntos; en total son 7 chakras por todo nuestro cuerpo, que sirven como conexión energética y armónica para equilibrarlo.

El primer chakra se llama Muladhara, situado en el perineo, es decir, en la zona que tenemos entre los genitales y el recto. Este se bloquea cuando sentimos miedo, pero si tiene un buen funcionamiento, nos ayudará a madurar, crecer y tomar buenas decisiones. Para atraer su energía incluye en tu alimentación zanahoria, acerola, zapallo, cereza, tomate, fresa y papaya.

El segundo es Svadhisthana, se sitúa en la base de la columna, en la zona lumbar, o sea, entre el ombligo y el hueso del pubis. Se bloquea con la culpa, pero cuando funciona bien nos sentimos capaces de superar cualquier problema y actuar de forma íntegra. Puedes comer alimentos ricos en agua para nivelar este chakra como naranja, mandarina, zapallo y zanahoria.

El tercero de ellos es Manipura, el cual se encuentra encima del ombligo y es el que nos da la posibilidad de mejorar, de crecer como personas y de transformarnos. Se bloquea con la vergüenza. Consume alimentos ricos en carbohidratos como plátano, patata y maíz.

El cuarto, Anahata, está justamente detrás del corazón y nos permite avanzar hacia adelante, comunicarnos con los demás, poder establecer buenas relaciones, tanto familiares, de amistad o de pareja. Se bloquea con el dolor y la tristeza. Prefiere alimentos de color verde como lechuga, limón, aguacate y kiwi.

El quinto se refiere a Vissudha, situado detrás de la garganta y contribuye a potenciar la creatividad, a expresarnos libremente y por comprendernos mejor. Se bloquea con las mentiras o los autoengaños. Aliméntate con frutas de colores fuertes y diferentes.

El sexto es Ajna, que está en la frente y es el que se conoce como tercer ojo. Es el chakra que nos une con la espiritualidad divina, el cosmos y el espacio. Se bloquea con el individualismo y el egoísmo. Para conquistar su equilibrio, incluye en tu alimentación vitamina B como uvas moradas, higo, zarzamora y frambuesa.

El séptimo y último chakra es Sahasrara, que se encuentra en la coronilla, detrás de la cabeza, y es el que se vincula con el infinito, con la eternidad de la mente. Se bloquea con el sentimiento de apego al mundo. Incluye alimentos ricos en vitamina B y flavonoides como jabuticaba, uvas moradas, higo, zarzamora, frambuesa, banana, graviola y pera.

Para alinear los chakras existen diferentes métodos, uno de ellos es por medio de la alimentación como previamente mencionamos. Otra manera es por medio de mantras, que emitimos nosotros mismos con oraciones para para calmar la mente y poder meditar.

También, el uso de las gemas es un buen método para equilibrar los chakras ya que estas piedras proceden de la naturaleza. Mientras que practicar yoga es otra forma de alinear estas energías, ya que con este ejercicio no solo se consigue fortalecer el cuerpo, sino que se requiere de una meditación profunda que es la que te permitirá estar durante mucho tiempo practicando las posturas sin sentir molestias corporales.